sábado, julio 29, 2006

Silent Hill, la película

Bueno, ayer mismo salí de trabajar a las 10 y pico... Llego a mi casa, mi madre me dice que un amigo había llamado para que quedáramos toda la peña. Así que llamé, quedamos cinco personas en casa de mi amigo, cenamos comida china y luego fuimos al cine con otras dos personas más (un grupo de siete frikis no puede ser bueno).
¿A ver qué? Bueno, como Piratas del Caribe 2 no la han estrenado todavía, pues ya se sabe qué toca...


Silent Hill

Para empezar, he de decir que aunque me gusta esta saga de videojuegos (bueno, en verdad me gustan el 1 y el 2, porque ni el 3 ni el 4 los he jugado), no soy un experto en ella, así que no esperéis un sesudo examen de la película comparándola punto por punto con los juegos ni eso, ¿eh?
Hay que decir que la película me gustó bastante, aun con sus matices que luego iré comentando. Y si os preguntáis por los spoilers, tranquilos, no haré ninguno, aunque tal vez mencionar la lista de monstruos sea un poco destripe.

Básicamente, la película es una combinación de los dos primeros Silent Hill en cuanto a atmósfera y planteamiento (el argumento es casi similar al del primer SH y la ambientación y los monstruos tienen un airecillo al de SH2), pero con protagonista femenina.

La historia más o menos la sabréis de leerla por Internet: Rose DaSilva, haciendo oídos sordos a los médicos y a su marido Christopher, decide llevarse a su hija adoptiva Sharon, que es sonámbula y tiene extraños sueños sobre Silent Hill, y encontrar en el pueblo que la pequeña menciona en sueños el remedio a sus males. Sin embargo, en el camino a Silent Hill y tratando de evitar a la agente de policía que les sigue, se encuentran con que alguien cruza la carretera sin previo aviso. Rose da un volantazo y tienen un accidente. Cuando despierta, descubre que Sharon ha desaparecido… y que ha llegado a Silent Hill.
¿Os suena de algo? Sí: es casi el comienzo del primer Silent Hill, solo que los protagonistas eran Harry Mason, escritor viudo, y su hija adoptiva Cheryl, y que estaban de vacaciones porque la pequeña se empeñaba en ir a Silent Hill.

He de decir que la primera hora de la película es, en mi opinión, impresionante. Empiezas a ver lo bien que el director Christopher Gans ha trasladado la atmósfera de Silent Hill, un pueblo maldito entre dimensiones que puede estar en un momento cubierto de niebla y al siguiente envuelto en la oscuridad y la herrumbre. Los primeros momentos son muy, muy parecidos a los del primer Silent Hill y aunque luego va siguiendo su propio camino, la base sigue siendo la de aquel juego que creó Konami (compañía que ha supervisado la película) en 1999.
Una primera hora donde nos introducimos en un pueblo del que los espectadores saben tanto o menos que la protagonista. En varios momentos de la película, dejamos la niebla de Silent Hill para seguir la historia paralela a la de Rose: los esfuerzos de Christopher DaSilva para saber más del lugar a donde su mujer se ha ido con Sharon. Estos momentos nos dan información sobre la ciudad, pero en ocasiones se puede decir que rompen el clímax general de la película, unas veces de forma suave y otras bruscamente. A pesar de ello, la figura de Chris es importante en el sentido de ser la única conexión que tendremos en la película con el “mundo real”.

He dicho que la primera hora es impresionante, ¿cierto? Pues la segunda hora se desinfla en comparación con la primera. Creo que la situación se debe a una bajada del ritmo de la película, donde pasamos de la amenaza de los monstruos a una búsqueda por el mundo de Silent Hill: la búsqueda de Sharon y de la verdad acerca del pueblo. Rose será la que encuentre dicha verdad (lo de Chris sólo fue la superficie), hasta llevarnos al desenlace de la película… un desenlace que, bueno, tiene sus muchas interpretaciones y te deja a cuadros, pero que no considero un mal final después de todo.
En cierta manera, también pienso que la película podría haber sido un poco más larga, sin llegar a las tres horas y media que el señor Gans tenía pensado en un principio, pero sí añadir algunos elementos más de los juegos y aclarar un poco algunos puntos de la historia, porque tal vez los que no hayan seguido Silent Hill se puedan sentir un poco desorientados.


Sobre las interpretaciones, hay que decir que son todas correctas y que los personajes son creíbles:
- Rose (Radha Mitchell) es un personaje más que correcto, una madre que desesperadamente busca a su hija (adoptiva) y que es capaz de llegar hasta los “dominios del Maligno” con tal de volver con su Sharon. Curiosamente, su traje va cambiando de color a medida que se adentra más y más en el mundo de Silent Hill, un detalle curioso de la evolución de este personaje en ese pueblo maldito.
- No puedo evitar pensar que la Cybil Bennet (Laurie Holden) de la película es muy parecida en aspecto a la del videojuego, pero en el comportamiento se ven bastante distintas, la Cybil de la película es menos segura que la del juego, aunque tal vez esto le dé un toque de realismo.
- Christopher (Sean Bean)… bueno, Chris es un personaje necesario por el motivo que ya he dicho, pero tampoco es que sea una maravilla después de todo. Un padre muy preocupado por su mujer y su hija y que hará todo lo posible por recuperarlas, incluso saltarse las leyes. Eso sí, encuentra su contrapartida en el policía Thomas Gucci (Kim Coates), quien tratará de evitar que Chris sepa más sobre Silent Hill, ya que hay algo en ese pueblo que él no debe conocer.
- Luego están los fanáticos religiosos de Silent Hill… que no pertenecen al culto de Samael, como era en los juegos, sino fanáticos protestantes, cazadores de brujas, lo cual no los hace mejores que a los fanáticos de los juegos. Están dirigidos por Christabella (Alice Krige), un personaje que se nos quieren meter como una beata, pero que sin embargo sólo trata de negar la verdad, como pasa con los demás, bajo un fanatismo sin sentido.
- Dhalia (Deborah Kara Unger) es otro personaje sacado de los juegos y en este caso no es una devota del culto de Samael… ¿o tal vez sí? Eso no se deja claro, ahí cada cual que opine lo que quiera, pero va contra Christabella y sus fanáticos, que fueron quienes trataron de matar a su hija, Alessa, a la que acusaban de brujería.
- Finalmente, tenemos a Sharon (Jodelle Ferland)… hay que decir que la pequeña actriz que la interpreta no sólo hace de este personaje, sino de otro que no puedo desvelar ya que sería cargarme la trama, pero es una de estas actrices jovencísimas que hacen papeles impresionantes para su corta edad. Y en este caso, recomiendo verla en versión original, porque el doblaje le quita bastante emoción.

Y luego os preguntaréis: ¿y los monstruos? ¿Qué es de Silent Hill sin monstruos? Pues he de decir que su traslación a la pantalla es realmente impresionante. En vez de un abuso de efectos especiales (y éstos se ponen al servicio de la historia), tenemos actores y contorsionistas disfrazados de los más variopintos seres que moran Silent Hill, tanto en la niebla como en la oscuridad.
Los monstruos son los siguientes (los nombres son los de la película... excepto Cabeza Pirámide, que he puesto también la acepción que le daba James en SH2):
- Niños Grises. Se supone que son enemigos del primer Silent Hill, pero no aparecieron debido a la censura. Son básicamente niños pequeños grisáceos que persiguen a los incautos que se adentren en la oscuridad.
- Sin brazos. Está basado en uno de los monstruos de Silent Hill 2 (creo que se llamaba Figura Engañosa / Lying Figure), por no decir que es el mismo bicho. Un torso sin brazos, atrapado en un capullo, y que expulsa un líquido corrosivo a través del vientre.
- El Bedel. Este monstruo ha sido creado especialmente para la película… y no puedo decir mucho de él, sería un poco spoiler decirlo.
- Cabeza Pirámide / Pirámide Roja. El amo de la película a pesar de no aparecer mucho. Impresionante como él solo, brutal como siempre. A mí me ha encantado su nuevo diseño.
- Creepers. Las cucarachas de toda la vida de Silent Hill, unas cucarachas grandes y puñeteras.
- Enfermeras. Si hay un monstruo clásico en Silent Hill, es la típica enfermera. Éstas, en concreto, están basadas en las de Silent Hill 2.

Cambiando de tema, el trabajo técnico en la película es para quitarse el sombrero. La recreación del pueblo basándose en los primeros Silent Hill está que ni pintada, la sensación de agobio y tensión que te crea está lograda y aunque no es una película de sustos, sí que te crea la sensación de asco que podía surgirte en Silent Hill en determinadas escenas (he de decir que en la película hay algún que otro momento gore total). Sublime, de verdad, y más con la banda sonora que acompaña la película, que te pone en situación e incluye muchos temas de los juegos (no en vano, uno de los compositores de la BSO es el encargado de la música de los SH, Akira Yamaoka).

Y la verdad es que no puedo decir nada más sin soltar spoilers. En fin, es una película a la que, si yo fuera crítico de cine, le daría tres estrellas de cinco. Lo que he dicho: una gran primera parte de la película que luego se desinfla, pero que sin embargo sigue manteniendo una buena calidad.

Ah, y no olvidéis pasaros por Lost Levels para disfrutar del especial sobre Silent Hill que está preparando Ozanúnest (experto en la materia)... y tranquilos, que habrá más páginas del episodio 12 de las paridas...

viernes, julio 28, 2006

Las paridas de la guarida #12

Las paridas de la guarida aún sigue en pie... ahora tenemos otro episodio de varias páginas (a ver cuántas me salen esta vez) titulado "Novio silencioso". El título debería dar una ligera idea de qué clase de novio puede tener Sacmis, ¿no os parece?

Pues hay que empezar por el principio y ahí va la primera página... cuando tenga tiempo, habrá más. ;P

Página 1: Habemus novio

Y la aparición de este novio y el estreno de cierta película en España son una coincidencia... El tema del novio de Sacmis lo tenía pensado desde hacía unos cuantos meses, pero necesitaba que el cómic avanzara un poquito más antes de sacarlo. Aunque no negaré que puede que el tirón de dicha película ayude al pobre noviete de la chica. xD

martes, julio 18, 2006

Tirando de YouTube: South Park vs Cienciología

Vale, lo de South Park metiéndose con la Cienciología y el chiste de Tom Cruise que no quiere "salir del armario" son asuntos muy viejos, pero bueno, tenía ganas de rescatarlo porque hacía tiempo que no me reía con un capítulo de South Park cuando tuve oportunidad de verlo. Sin embargo, ahora a ver quién consigue verlo, porque entre la censura, que si Isaac Hayes (quien diera voz al Chef) se retiraba porque el programa era insensible con la Cienciología (después de meterse con la Iglesia, de hacer "huevecitos de chocolate" y no-sé-qué cosas más que ha hecho, se fue por esto) y que si Tom Cruise se había enfadado (¿montó el mismo espectáculo que en el programa de Oprah Winfrey?), pues ya me diréis cómo veremos por completo este episodio nominado a los Emmy.

Menos mal que tenemos por ahí el YouTube, donde la gente, entre vídeos chorras, episodios de series y otras cosas más, nos sorprende con fragmentos de series y películas que de otra forma parecen imposibles de conseguir.

He aquí el primero de ellos... ¿Cuáles son las bases de la Cienciología?





Según la Wikipedia en inglés, en la entrada de la Cienciología se ve que bastantes cosas de las que salen en el vídeo son lo que podrían considerarse "las creencias de la Cienciología", como lo del tal Xenu (aunque no se le haya dibujado igual) y lo de las "vidas pasadas alienígenas".
Y os recomiendo leerlo si vuestro nivel de inglés es bastante bueno... La realidad puede ser más disparatada que la ficción... y la verdad es que nunca entendí por qué la Cienciología es una religión cuando es un engañabobos con gente como Tom Cruise, John Travolta e Isaac Hayes como atractivos.

Y cómo no, la otra gran escena de ese episodio... ¡Tom Cruise no sale del armario!





Curiosamente, parece que los rumores de que Tom Cruise se cogiera un cabreo de tres pares de narices son tan reales como lo de que se comería la placenta de su bebé cuando Katie Holmes diera a luz... es decir, no se cabreó, pero estoy seguro de que esto no le sentó nada bien, por mucho que diga que a él no le importa lo que diga la gente.

En fin, para un capítulo glorioso que tienen en South Park después de tanto tiempo y van y le hacen esto. Sigh...

lunes, julio 17, 2006

Charly saca cuatro matrículas y vende alfombras

No, no es una broma ni nada por el estilo... ya lo dije en un comentario del episodio 11 de las paridas, que estoy vendiendo alfombras en El Corte Inglés.

¿Que de qué va la cosa? Es una pregunta retórica, pero aun así... vendo alfombras... y también vendo cortinas, pero lo mío se centra en las alfombras más que nada.
La cosa consiste en estar 6 horas al día, 6 días a la semana, de pie, vestido con traje y corbata (y con una chapita con mi nombre), con los zapatos de Nochevieja torturándome los pies (los zapatos acabarán cediendo... ¡deben ceder!), ordenando pilas de alfombras a cual más pesada y vendiendo esas mismas alfombras... vamos, un trabajo emocionante.
Aunque, para ser sincero, pensaba que iba a ser más aburrido y cansado. La verdad es que no es la repera ni nada de eso, es un trabajo bastante monótono, pero entre que muchos clientes son extranjeros (y así pongo mi inglés en práctica), que hay que asegurarse de que todo esté ordenadito y si pitos y si flautas... quieras o no las seis horas se pasan volando (excepto cuando no hay NADA que hacer... y es que el negocio de las alfombras no es muy productivo en verano).

¿Y cómo es que por fin estoy trabajando y no lo he hecho en años anteriores? Sencillo: por una vez en cinco años de Universidad, es el primer año en el que no tengo que estudiar para septiembre. Once de once asignaturas superadas... Un aprobado, cinco notables, un sobresaliente y cuatro matrículas de honor.

...

...

...

Vale, ahora podéis cerrar vuestras bocas. Sí, cuatro matrículas de honor. En Ingeniería de Telecomunicación. Y no, no he hecho "exámenes orales" (ni "anales") ni nada de eso. Simplemente es la diferencia entre una evaluación continua (haciendo parciales, trabajos y quitándote materia de encima) y los exámenes finales únicos (donde te lo juegas todo a un examen con una materia de un año académico que concentran en poco más de cuatro meses y con malas explicaciones). Y que mi método de estudio se adecúa más a la evalución continua que a la lotería que suponía la Universidad de Málaga.

El año que viene pienso quitarme 3º de encima... así que a ver si para dentro de 3 años (incluido el curso actual, que empezará el 18 de septiembre) me he quitado la carrera de encima. Aunque habrá que aprovechar los años de universitario que me quedan, porque si no...

Y nada más... vamos, que todo el rollo este ha servido para decir cómo he salido al final de la Universidad y en qué estoy metido ahora (y que explicará que vaya a estar aún menos presente por Internet). Así que vamos: reducción del ritmo de posteos y de cómics y de muchas cosas, pero no desaparezco del todo. :P

lunes, julio 10, 2006

Las paridas de la guarida #11

¡De vuelta estamos con las paridas! En esta ocasión, tendremos un especial de dos páginas llamado "Detrás de las viñetas". Por desgracia, sólo he podido terminar la primera página, pero en los próximos días terminaré y subiré la segunda (espero), por lo que espero que seáis (aún) más pacientes. ^^U

Y habrá unos cuantos cameos de personajes conocidos o no tan conocidos...

Página 1: Ronda de preguntas


Página 2: Shonen Ai

jueves, julio 06, 2006

Nostalgia tebeística... ¿Efecto Tebelogs?

Nostalgia tebeística... De eso va ahora el "efecto Tebelogs" de hoy, que no es más que una iniciativa de los miembros de la lista de correo de Infoweblogs.


¿Mis tebeos para recordar? Pues aunque yo he sido lector de aquellas revistillas de Mortadelo y los tomos del Superhumor y ha habido varias series que leía y con las que me entretenía de pequeño (como Carpanta, Pulgarcito, Los cinco amigotes, Pepe Gotera y Otilio...), destacaré dos álbumes que son de los que más disfruté de crío. Y ambos españoles...

GATOLANDIA 76, de F. Ibáñez

Hasta entonces, sólo había leído historias cortas de esos dos ineptos que son Mortadelo y Filemón. Antes incluso de leer joyas como El Sulfato Atómico, la primera historia larga del calvo con gafas y el tipo de los dos pelos que pillé por banda fue, precisamente, el primer especial sobre las Olimpiadas, donde Mortadelo y Filemón debían evitar que un agente de Perrolandia saboteara los Juegos Olímpicos que se estaban celebrando en Gatolandia.

Curiosamente, éstas son unas Olimpiadas inventadas por Ibáñez y aunque se sitúen en el 76 (en la época de los Juegos de Montreal), se han vuelto atemporales. Para mí es, junto al de las Olimpiadas de Moscú, la mejor historia sobre los Juegos Olímpicos de Ibáñez.

Aun en su simpleza, tiene momentos realmente memorables este cómic. Lo que me reí en su momento con aquel "O limpiada con bayeta o limpiada con estropajo, su vajilla relucirá con Detergente Cascajo" o cómo se las tenía que ingeniar Mortadelo para dormir en la habitación del hotel… cuando Filemón ha cogido la única cama disponible. Tal vez para mí uno de los mejores momentos fue la prueba de hípica y cómo Filemón hacía lo imposible para que por fin Mortadelo entendiera no sólo las bases de la prueba, sino también que entendiera al caballo (el jamelgo sufría lo suyo).
Una demostración de lo bueno que era Ibáñez antes de su declive y de que a veces recordar el pasado te hace soltar alguna que otra lagrimita.


EL SUPERGRUPO, de Efepé (guión) y Jan (dibujo)

Aunque había leído anteriormente El Señor de los Chupetes, nunca la leí entera. La primera historia de Superlópez que sí leí por completo fue ésta, la del Supergrupo y su continuación: ¡Todos contra uno, uno contra todos!, ambos con guión de Efepé para que el entonces genial (ya no tanto excepto por el dibujo) Jan ilustrase esta locura.

Las parodias superheroicas estaban muy bien llevadas y reconocibles: el Capitán Hispania se veía a la legua que era El guerrero del antifaz jugando a ser el Capitán América; Bruto no era más que La Cosa con pañales; El Mago era el Dr Extraño de todas todas; Latas podría ser una versión robótica de Iron Man, aunque parece más un robot-héroe-antes-lacayo-de-un-villano más prototípico y, encima, metido a chacha (¿alguien ha dicho Monty Pantheon?)… y bueno, la Chica Increíble era la Chica Maravillosa (gracias por el dato, Rafagast), aunque para mí no es más que una superheroína típica con aires feministas, lo cual mola más y es de agradecer.
Un grupo que recuerda a la
Liga de la Justicia y a los Vengadores y que, al igual que pasaba con éstos, no sólo tienen que enfrentarse a los peligros típicos contra los que luchan los supertipos, sino también sus conflictos internos que son, sin duda, lo mejor del cómic, con aquellas míticas peleas por ver quién es el líder.

Este álbum y su continuación tienen tantos momentos de gloria y risas que es difícil decidirse por alguno de ellos. De todos modos, la resolución de ambos álbumes es genial y, al igual que pasaba con Ibáñez, vemos lo mejor de Jan, un Jan que ahora está de capa caída, como pasa con el hombre de calva reluciente anteriormente mentado.

miércoles, julio 05, 2006

Poniendo a caldo: Ultimate Girls

Ahora es cuando la gente se pregunta "¿Carlos va a poner a parir un anime?". Eh, no es nada raro... Evangelion es una serie pretenciosa que disfraza las tonterías de Hideaki Anno bajo pseudo-robots y grandes diseños de Yoshiyuki Sadamoto.

¿Veis como no es tan fácil criticar un anime cosa mala? :P

Bueno, pues vamos a lo que vamos.

La serie de la que voy a hablar se llama Ultimate Girls, creada por M.O.E. (Masters Of Entertainment). ¿Y de qué va? Pues a eso vamos...
En un futuro cercano, tenemos que cada lunes un monstruo gigante ataca Tokyo (sí, cada lunes... no me preguntéis por qué). Y para salvar la situación tenemos a UFO-Man, una especie de Ultraman pasado de rosca y más salido que el pico de una mesa. En un combate contra un monstruo, UFO-Man aplasta accidentalmente a tres chicas que iban a ver el combate. ¿Moraleja? Si dos bichos gigantes se van a ahostiar, aléjate lo más posible o te pisarán. ;P
La cosa es que UFO-Man resucita a las tres pavas (Silk, Vivienne y Tsugumi) usando parte de su poder, lo que hace que UFO-Man pase a ser un enano cabezón de poco más de 30 centímetros montado en un mini-OVNI. Y éste pide a las chicas que le ayuden a salvar la ciudad. Para ello, las niñatas de turno tendrán que convertirse en superheroínas gigantes, las Ultimate Girls.

Tan inocentes... y después tan grandotas y bien formadas... Lucas, ¡esto va por ti para que dejes a Clara en paz! xD

Hasta aquí parece que la cosa es, al menos, graciosa, ¿no?

Pues os equivocáis si pensáis así.

En primer lugar tenemos a las tres protagonistas:


- Silk (UG Tetas pequeñas), típica niña vergonzosa llorona que está enamorada del guaperas de turno (el reportero de su instituto, Makoto, en este caso) y se supone que es la Ultimate Girl más poderosa. No le gusta transformarse porque luego la gente la va a mirar cosa mala (sobre todo cuando pierde ropa), pero al final, por una razón u otra, debe aceptar su destino.

- Tsugumi (UG Lolita) es una friki del copón. Le encanta el cosplay y el poder convertirse en una superheroína gigante de traje ajustado y que le saquen fotos le mola. La palabra vergüenza no existe en su vocabulario.

- Vivienne (UG Tetas grandes) es una chica de muy buen ver (con un buen par de... y no sólo cuando es una giganta), educada y todo eso, lo que pasa es que el tema de convertirse en una giganta que pierde ropa no le agrada. Ah, por cierto, y aun siendo spoiler: es lesbiana y está coladita por Silk. :P

Luego tenemos al resto de personajes, que los resumimos en...

- Makoto, el hermano mayor de Tsugumi, reportero gráfico del instituto donde van las chicas. Siempre trata de pillar buenas fotos de los combates de monstruos gigantes y quiere conocer la identidad de las Ultimate Girls como sea.

- Mayu, reportera de televisión y hermana mayor de Silk, informa puntualmente de los ataques de los monstruos a Tokyo junto a Okamura-san. También está interesada en las identidades de las Ultimate Girls.

- Okamura-san, un viejo verde cuya obsesión por los monstruos gigantes es alarmante... tanto que es él quien pone nombres a las criaturas. Con las Ultimate Girls se ve además que es macrofílico (y también les pone nombres, obviamente).

- UFO-Man, tal vez el único personaje que se puede salvar de una posible quema por ser tan extravagante, pervertido, obsesivo y... ¡nah, qué demonios, nadie se salva! El que fuera el salvador de Tokyo ahora no es más que un cabezón que trata de ayudar a las Ultimate Girls en sus batallas.

Además, la serie no es más que una excusa para hacer referencias fálicas y fanservice del descarado a tutiplén.

Para transformarse, las chicas deben usar el OVNI de UFO-Man como varita mágica (o como consolador, no sé), agarrándolo firmemente, y a esperar los resultados. Ahora bien, cuando las chicas se transforman, son unas gigantas de unos 30 metros con trajes ajustados (para luchar contra monstruos gigantes, debes ser también gigante, según creen en Japón). Hasta ahí lo típico de una heroína (lo de los trajes ajustados, vamos).

Pero resulta que como UFO-Man ya no tiene mucha energía, las chicas sólo aguantan unos pocos minutos en ese estado antes de volver a la normalidad y sólo puede transformarse una chica a la vez. Y cuando el tiempo se va agotando, el traje va agujereándose, dejando ver más y más carne... con decir que sólo las botas y los guantes se mantienen enteros captaréis la idea, ¿no? Y ni decir que si cuando tenían estatura normal llevaban ropa cuando crezcan van a cargársela, ¿cierto?

Así es imposible mantener la mente limpia...

Y vamos, no digamos los bichos contra los que se tienen que enfrentar. Por normal general, tienen un núcleo que hay que destruir y/o arrancar. Y por norma general, dicho núcleo está en la entrepierna... sí, sí, EN LA ENTREPIERNA. Con lo que si tenéis una mente sucia, imaginaos cómo lo hacen para "arrancar el núcleo"... y si no la tenéis sucia, ¡tranquilos!, esta serie será el remate de los tomates.

Por supuesto, una serie donde las chicas luchan y se van quedando cada vez con menos ropa incluye escenas comprometidas, donde culos y tetas más o menos tapados se muestran gratuitamente. Y si los bichos tienen más referencias fálicas o sexuales (como el monstruo-mangaka que lanza líquido corrector/semen), ya alcanza un nivel que difícilmente otros pueden superar (por fortuna).

Lo bueno es que son 12 capítulos cortos (casi un cuarto de hora cada uno) sin posibilidad de continuación, con una animación y diseños decentes, pero que, por supuesto, se viene abajo por el montón de absurdos que hay. Hay diálogos sin sentido (a mí me gusta el absurdo, pero creo que esto ha llegado a un nivel que ni yo puedo soportar) y las transformaciones (que se centran en ya-sabéis-qué partes) duran demasiado. En la serie hay coñas que no están mal (como la de Vivienne vestida de Sailor Moon y ver que de repente aparece UFO-Man vestido de Tuxedo Kamen, rosa en la boca incluida, para darle la varita/consolador a Vivienne para que se transforme), pero otras son de vergüenza ajena.
Por si alguno tiene curiosidad: también hay manga de Ultimate Girls.

Esto debe ser la portada de un RPG de UG (por lo de GURPS ahí arriba), pero la "varita mágica" de UFO-Man sigue siendo materia de estudio para Jotace y compañía.

En definitiva: una serie para olvidar (excepto para pervertidos y macrofílicos), con diseños interesantes y un planteamiento que no está mal, pero que con tantas ganas de ver culos y tetas se cae con todo el equipo. No os preocupéis: las historias de Clara no tienen nada que ver con las pavas estas ni de coña. No por nada tres de las cosas que detesta Clara son los tentáculos, el hentai y la macrofilia.

PD: Por cierto, lo de UG Tetas pequeñas, UG Lolita y UG Tetas grandes son los nombres que Okamura-san les pone a las Ultimate Girls, no me lo he inventado yo.